Domingo, 18 Agosto 2019

Las niñas y niños que le dan vida a El Calor de lo Nuestro

En su día, y luego de terminar las siete funciones en el Teatro del Bicentenario, las niñas y niños que protagonizan la obra del Espectáculo Final comparten sus experiencias.

Las niñas y niños que le dan vida a El Calor de lo Nuestro Adrián Carrizo

Ellos le dan color, alegría, inocencia y diversión a El Calor de lo Nuestro. Son las niñas y niños que protagonizan el Espectáculo Final de la Fiesta Nacional del Sol 2019. En esta experiencia, que ellos mismos definen como única, enfrentaron grandes desafíos: el rodaje, las grabaciones de voces, el gran escenario del predio de Chimbas y ahora, las siete funciones en el Teatro del Bicentenario. En su día, nos compartieron algunas anécdotas, lo que sueñan y lo que más disfrutan de ser parte de la FNS.

2019-08-17 TURISMO Y CULTURA: Niños el Calor

Martín Rojas (11) interpreta a Guille; Juana Montilla (13) es su hermana, Alejandra; Pablo Espejo (12) es su gran amigo, Roberto; y el grupo de especialistas se completa con Salomón Nacusi (14), el Cabezón; Alan Olmedo (13), el Pocho; Facundo Trias (13), el Indio; Luján de la Torre (15) y Maitena Roldán (14), las mellis.

Ellos emprenden la aventura en busca de la Pericana, en plena siesta de verano. La abuela, interpretada por Patricia Savastano, es quien los anima a que emprendan esa hazaña. Patricia cuenta que los niños “tienen la frescura de no tener la sobreestructura. Con ellos se puede trabajar desde otro lugar. Además, como algunos ya trabajaron el año pasado, van adquiriendo una experiencia impresionante. Tienen un manejo fantástico con el público y como seres humanos son hermosos”.

2019-08-17 TURISMO Y CULTURA: Niños el Calor

Antes de que empiece la última función para las escuelas, los niños se reúnen en uno de los camarines del teatro para hablar sobre ellos y sus personajes.

Martín ya participó antes en la fiesta, en 2018 interpretó a Baudilio niño. Él siempre destaca el trabajo en equipo, su admiración por los profesores y directores de la obra. Está en sexto año y cuenta que sus compañeros fueron a verlo al teatro. “Me felicitaron, me abrazaron, cada uno me escribió una carta y me regalaron una taza, la voy a guardar con mucho cariño. Eso me ayuda mucho, saber que mis amigos me apoyan”. Dice que se siente identificado con su personaje aunque, reconoce, “el peinado medio que me molesta cuando me sacan fotos, pero bueno, la gente se ríe”. 

“Se tenía que decir y se dijo”, le responde Pablo y todos se ríen. Él cuenta: “es una muy linda experiencia y son gente muy buena onda”. Dice que lo que más le gusta es sacarse fotos y que lo entretiene la rutina de ensayos y caracterizaciones.

2019-08-17 TURISMO Y CULTURA: Niños el Calor

Juana ya actuó en la fiesta, pero es la primera vez que tiene un rol protagonista y con texto. “No tiene nada que ver esta experiencia con la otra, ahora hay que venir en la mañana, caracterizarse, aprender los textos, grabar la voz, pero me encanta”. Dice que le gustaría seguir actuando, tal vez ser profesora de teatro. Y sobre Alejandra, cuenta que ambas se parecen “mi personaje siempre está sonriente, no importa lo que pase, y yo soy igual”.

Salomón, el Cabezón, dice que, igual que su personaje, suele pensar mucho las cosas. Cuenta que estos días, cuando se tenía que levantar temprano para las funciones en el teatro, se levantaba feliz y divertido por lo que le esperaba. “La verdad es que es una experiencia muy bonita. Actué también en 2015, en Pasiones Argentinas. Pero la fiesta fue evolucionando y la experiencia se fue modificando. Me quedo, sobre todo, con el grupo social, con los profes”.    

Alan y Facundo dicen que ellos son muy parecidos al Pocho y el Indio: “en la rebeldía, en hacerle la contra a todo, en lo molestos”. Todos se ríen y confirman lo que dicen los chicos.

Alan recuerda que participó del casting de la FNS con el número 375. No tenía idea de que había una propuesta así, en la que podían participar niños. Su madrina le contó y su mamá lo alentó a que se inscribiera. “Cuando llegué al casting había taantos niños. Y quedé como titular. Esta fue mi primera fiesta y estoy feliz. Hay que disfrutar el escenario al máximo porque esto se vive algunas veces en la vida nada más”. Él es bailarín, está haciendo la carrera para ser profesor y en la obra se enfrenta a las pericaneras con su zapateo.

Facundo participa de la fiesta por tercera vez. La primera fue en 2015, en Pasiones Argentinas. Recuerda que en esa edición él, junto a otros niños, estaban en el medio del escenario, rodeados por todos lados por el público. “En ese momento se me paró el corazón. En la fiesta de 2018 ya lo pude controlar. Y ahora tengo nervios pero en realidad es la ansiedad, quiero que sea ya. Y cuando se termina, quiero volver a vivirlo”.

Las mellis, Maite y Luján, practican gimnasia artística. Su profesor les recomendó que participaran en el casting, porque sabía que buscaban gimnastas. “Igual que Alan fuimos para ver qué pasaba. Y fuimos vestidas iguales. Después los productores y directores nos contaron que nos vieron llegar y dijeron: “ya está, son ellas”. Encima hicimos todo igual”, cuenta Maitena. Luján comparte su experiencia: “Todo esto es nuevo para mí. Me gusta mucho sentir la adrenalina, la emoción de la gente, saber que están felices y que les gustó lo que hacemos. Compartilo con los chicos, con los profesores, ganás muchísima felicidad y recuerdos”.

El grupo de especialistas se completa con Alfonsina, personaje encarnado por Paula García Fleury, profesora de teatro y actriz de vasta experiencia. Ella es la única adulta entre los niños y su rol fue clave para poder llevar adelante el trabajo actoral.

Los protagonistas de la FNS 2019 aún tienen mucho camino por delante. No sabemos si seguirán formándose como artistas, o emprenderán otros proyectos. Pero algo sí es seguro, esta experiencia los marcará de por vida, por haber sido parte de un espectáculo de esta envergadura, con un gran elenco.

Modificado por última vez en Domingo, 18 Agosto 2019 08:36
ASJ
Logo EPSE
Logo OSSE