Viernes, 28 Diciembre 2018

De Barcelona a San Juan, una escultura que aporta una mirada sobre la Tierra y la Humanidad

Oriol Texidor, escultor catalán, expondrá su obra Inmersión Telúrica en el Parque Escultórico Anchipurac. La misma es una de las 19 esculturas ganadoras del concurso "Anchipurac es Cultura".

¿Qué huella deja la humanidad sobre el lugar que vive, come y muere? ¿Qué historia relata la tierra luego de que el humano haya estado ahí o antes de haber estado? Los primeros registros del humano datan desde hace 2,8 millones de años. Una cifra que al estar escrita parece tener poca dimensión.

La tierra comienza a contar historias tan diversas, podemos hablar de la humanidad, pero también de las especies que estuvieron antes de nuestros antepasados como los dinosaurios. Hace unos meses se publicó el descubrimiento de uno de los dinosaurios más antiguos que pisó la Tierra. Esto termina alargando la historia de nuestro hogar unos 210 millones de años.

Precisamente, San Juan es protagonista de este relato al ser el hogar de especies que habitaron la Tierra hace millones y millones de año. El ejemplo más conocido y popular entre la comunidad sanjuanina y científica es Ischigualasto, no solo por ser un lugar donde se descubrieron diversas especies de dinosaurios, sino también por cómo el accionar de la erosión termina creando formas maravillosas para cualquier ojo.

Hoy podemos añadir una historia más que hace honor a la tierra y al aire. Oriol Texidor, un escultor catalán proveniente de Barcelona, ideó una escultura llamada Inmersión Telúrica enmarcada dentro del proyecto artístico Immersions (Inmersiones, traducido del catalán) iniciado en el 2014 por el artista catalán.

Inmersión Telúrica resultó una de las 19 ganadoras del concurso "Anchipurac es Cultura". La misma se compone en un bloque geométrico macizo u opaco en su totalidad, excepto por un vacío central en forma de figura humana. Mediante una técnica tradicional de construcción, el tapial, el artista compacta distintas variedades de tierra (extraídas del entorno inmediato) hasta lograr lo que uno puede asemejar a una rebanada del cerro que rodea al Anchipurac.

Es decir, si uno le hace un corte a la tierra (en sentido vertical) podrá notar diferentes capas y matices de la tierra. El escultor representa esto y añade la silueta de una figura humana para resignificar su obra, añadiéndole el valor de la huella que deja el humano sobre el lugar que habita.

La escultura también promete la interacción entre ella y el espectador. El espectador tendrá la oportunidad de intentar pasar por el medio de la obra o admirar el espectáculo del paisaje que está interactuando con la pieza artística.

Es así que el Parque Escultórico Anchipurac no solo contará con una obra conceptualizada desde Barcelona y hecha en San Juan, sino que aportará un significado intrínseco sobre el accionar humano en el lugar que habita. Si logramos encontrar restos humanos y fósiles de hace millones de años ¿qué legado dejaremos en la tierra del futuro?

Modificado por última vez en Viernes, 28 Diciembre 2018 17:12
ASJ
Logo EPSE
Logo OSSE